Galería: Los días de Pablo Escobar en prisión

La cárcel nunca fue para Escobar un inconveniente ni una reclusión. Para el Patrón no había institución que pudiera detenerlo. Sólo la muerte podía hacerlo.