COVID-19 ILLINOIS

‘Fue así de rápido’: joven de 18 años muere 3 días después de ser hospitalizada con COVID-19

Telemundo

A pesar de que las vacunas contra el coronavirus ya comenzaron a ser distribuidas en Chicago e Illinois, el virus sigue muy presente y sin importar edades.

Es el caso de una familia del suburbio de Tinley ParK quienes tristemente están velando a su hija, una joven saludable de 18 años quien falleció el 26 de diciembre a causa del virus.

Según la madre de la fallecida, su hija Sarah Simental había visitado la casa de su novio antes de haber comenzado a sentir síntomas, por lo que le realizaron la prueba el pasado sábado y tras dar positivo su situación empeoró en cuestión de días.

El miércoles siguiente, la madre llevó a Sarah al Hospital Silver Cross después de que comenzó a sentir un dolor en su hombro izquierdo. Mientras estaba allí, sus niveles de oxígeno bajaron, tuvo que ser conectada a un ventilador y llevada a la unidad de cuidados intensivos.

Deborah Simental, comentó que a causa de los protocolos del coronavirus no pudo estar presente con su hija mientras estaba hospitalizada, pero sí habló con ella por teléfono y esta le dijo que no se preocupara, que todo iba a estar bien.

En Nochebuena, Simental dijo que finalmente pudo visitar a su hija, pero en ese momento, la adolescente ya estaba sedada. “Solo quería y esperaba que ella pudiera escucharme mientras le hablaba", dijo la madre.

Para el día de Navidad, la joven de 18 años fue trasladada en helicóptero médico al hospital de la Universidad de Chicago y el 26 de diciembre, falleció.

A días de la muerte de su hija, Deborah, sigue sin creer lo sucedido.

"Fue así de rápido, no tenía ninguna condición preexiste en lo absoluto, era una joven muy saludable de 18 años. Fuimos proactivos con nuestra salud, todos nos habíamos vacunado contra la gripe, enfatizaba todo el tiempo cumplir con el distanciamiento social y siempre asegurándonos de usar nuestros cubrebocas".

Según la oficina del médico forense del condado Cook, Simental murió de insuficiencia respiratoria hipóxica aguda debido al coronavirus.

"Se la llevó, el virus se llevó a una niña de 18 años perfectamente sana", dijo Deborah Simental. "Todavía no puedo entenderlo".

La familia dice que no está claro cómo fue que Sarah contrajo el virus, ya que tanto su novio como los padres de este dieron negativo tras su diagnóstico.

"Realmente no tengo idea de cómo lo contrajo", dijo Deborah Simental.

Ahora, la familia de Sarah espera crear conciencia sobre lo grave del virus:

"Por favor, usen mascarillas, cumplan con el distanciamiento social. No se preocupen por reunirse estos días, esperen hasta que esté bajo control", enfatizó Simental.

"No quieres estar en la posición en la que estamos nosotros, nadie debería de tener que enterrar a su hijo. Ningún padre debería tener que ver a su hijo pasar por lo que pasó mi hija. Ha sido una pesadilla.”

Recientemente, la Academia Americana de Pediatria reportó que desde el inicio de la pandemia más de un millón de jóvenes han dado positivo a COVID-19 incluyendo un poco más de un millón de menores desde el 12 de noviembre.

Todo sobre el coronavirus: Suscríbete a nuestro boletín especial y recibe todas las noticias del COVID-19 en nuestra área. Pulsa aquí para apuntarte.

Contáctanos