Paintball Attacks

Chicago: reportan múltiples ataques con pistolas de bolas de pintura

La policía de Chicago investiga varios incidentes donde personas han sido atacadas y heridas con pistolas de bolas de pintura en diferentes áreas en los pasados días.

La policía de Chicago confirmó que están investigando tres ataques con pistolas de bolas de pintura. Los incidentes han ocurrido desde el martes por la noche hasta el miércoles por la mañana, según autoridades.

Los dos primeros casos fueron reportados a pocas cuadras uno del otro alrededor de las 10 p.m. Un hombre de 34 años estaba montando su bicicleta en la cuadra 1800 al oeste de la calle Hubbard en el vecindario West Town cuando alguien en un sedán blanco le disparó con una pistola de paintball y lo golpeó en el brazo derecho y el área de la ingle. Según CPD, la persona se negó a recibir tratamiento en el lugar.

Aproximadamente al mismo tiempo, un hombre que caminaba por la intersección de las calles West Monroe St.y Morgan St. en el vecindario Near West Side fue golpeado, nuevamente por alguien en un sedán blanco, según la policía.

Luego alrededor de la 1:20 am, dijeron que una mujer de 61 años estaba parada por la cuadra 6100 al sur de Ashland Ave. en West Englewood cuando alguien en una camioneta roja le disparó con una pistola de paintball, golpeándola en la mano derecha. Presuntamente la mujer se negó a recibir tratamiento en el lugar.

CPD informa que nadie está bajo custodia en relación con ninguno de estos incidentes, pero no han podido brindar más detalles sobre los sospechosos.

Los ataques se produjeron después de una serie de ataques con pistolas de bolas de pintura ocurridos cerca del campus de la Universidad de Chicago a principios del mes de octubre.

Varios vehículos estuvieron involucrados incluyendo un sedán plateado o blanco, al igual que un sedán Mercedes Benz rojo o granate. Los incidentes ocurrieron principalmente a plena luz del día, dijeron las autoridades.

Durante dichos sucesos al menos ocho personas terminaron con lesiones en los ojos, dijeron las autoridades previamente.

Varias de las víctimas resultaron heridas en los ojos por bolas de pintura, y aunque no está claro qué tan graves fueron las lesiones, los proyectiles pueden causar daños graves, explotando desde el cañón de una pistola de paintball a 300 pies por segundo.

"No es una lesión en la que uno vería borroso por un tiempo y luego se recuperará", dijo el Dr. Hassan Shah, un cirujano oftalmológico. "Estas cosas son devastadores para los ojos y es muy probable que muchas personas con esta lesión no recuperen mucho su visión".

El Dr. Shah dice que la persona puede sufrir distintas lesiones oculares, incluyendo el sangrado dentro del ojo y una posible ruptura del globo ocular o la retina.

La policía no ha dicho si existe o no una conexión entre los incidentes anteriores y los ataques más recientes. Sin embargo, los ataques parecen ser parte de un patrón de incidentes similares reportados en otras partes de Chicago y suburbios aledaños, según funcionarios de la universidad.

Contáctanos