Lori Lightfoot toma las riendas de la alcaldía de Chicago

“Basta de disparos. Basta de armas. Basta ya de la violencia”, dijo en su discurso inaugural.

    processing...

    BOLETÍN DE NOTICIAS

    En español: discurso inaugural de la alcaldesa de Chicago Lori Lightfoot

    La seguridad pública no debe de ser considerada como un producto que solo esté disponible para los ricos”, dijo Lightfoot y añadió que su plan incluye movilizar a toda la ciudad para combatir la violencia.

    (Publicado lunes 20 de mayo de 2019)

    CHICAGO- Lori Lightfoot marca un nuevo capítulo en la historia de Chicago al convertirse en la primera alcaldesa afroamericana y homosexual en tomar las riendas de la alcaldía.

    “A los que están solos, estamos con ustedes. A los que necesiten un hogar, los refugiaremos. A los que tienen poco, haremos mucho. Te vemos. Te oimos. Somos tus vecinos. Y, así que ayúdenme, no los pasaremos por alto ", dijo en su discurso inaugural, Lori Lightfoot. 

    Lori Lightfoot juramenta como alcadesa de Chicago

    Lori Lightfoot juramenta como alcadesa de Chicago

    Mira el momento en que Lori Lightfot hace historia y toma las riendas de la Ciudad de los Vientos. 

    (Publicado lunes 20 de mayo de 2019)

    En su discurso la alcaldesa de Chicago abordó la problemática de la violencia y anuncio la creación de una nueva oficina de seguridad pública como parte de su estrategia.

    Después que tomó su juramento, Lightfoot dijo que su llamado y vocación más importante es restaurar la seguridad y la paz en los vecindarios de Chicago y enfatizó: “Basta de disparos. Basta de armas. Basta de violencia”.

    “La seguridad pública no debe de ser considerada como un producto que solo esté disponible para los ricos”, dijo Lightfoot y añadió que su plan incluye movilizar a toda la ciudad para combatir la violencia.

    Además, prometió reformar la fuerza policial de la ciudad. No es la primera persona en ocupar la alcaldía de Chicago que hace esa promesa, pero podría tener una mejor oportunidad para realmente hacerlo.

    Lori Lightfoot hace historia en Chicago

    Lori Lightfoot hace historia en Chicago

     Lori Lightfoot marca un nuevo capítulo en la historia de Chicago al convertirse en la primera alcaldesa afroamericana y homosexual en tomar las riendas de la alcaldía.

    (Publicado lunes 20 de mayo de 2019)

    La policía de Chicago reportó 561 homicidios en la ciudad el año pasado. Son 100 menos respecto a 2017, pero más que la cantidad registrada en Nueva York y Los Ángeles combinados.

    Desafiando los pronósticos logró vencer a 13 candidatos y ahora se encuentra con la oportunidad de traer las mejorías que prometió y que los residentes de Chicago esperan. 

    Lori Lightfoot, se hizo fama de dura cuando se desempeñaba como abogada y fiscal federal, pero durante la campaña lloró en público y el día de su victoria destacó la importancia de los sentimientos y el amor.

    Con un significativo 73,8 % de los votos, Lightfoot, de 56 años, se impuso a la otra candidata, Toni Preckwinkle, afroamericana y demócrata como ella, que pasó a la segunda vuelta de las elecciones municipales en abril. 

    Lori Lightfoot buscará limitar privilegios y poderes a concejales

    Lori Lightfoot buscará limitar privilegios y poderes a concejales

    Tan pronto asuma el cargo la nueva alcadesa tiene en agenda firmar una medida. 

    (Publicado lunes 20 de mayo de 2019)

    Solo un 29 % de los 1.5 millones de censados votaron para elegir quién dirigirá una ciudad cuyos mayores problemas son las altas tasas de criminalidad, la brutalidad policial, la corrupción endémica, un déficit en las finanzas y una falta de recursos para la enseñanza pública

    Algunos de esos problemas los conoce por experiencia propia, según ella misma reveló durante la campaña.

    "Yo, la menor de cuatro hermanos, me vi enfrentada a los 19 años a la necesidad de ayudar a mis padres devastados a navegar a través de esta circunstancia increíblemente dolorosa y difícil", recordó en una entrevista reciente.

    En esos momentos era estudiante de segundo año en la Universidad de Michigan y se encontraba de visita en su casa de Massillon, una pequeña ciudad industrial de 30.000 habitantes a una hora al sur de Cleveland, en las vacaciones de navidad.

    "Mi padre era sordo y trabajaba como conserje, y mi madre cuidaba niños, los dos trabajaban duro y corrían el riesgo de perder su casa si la hipotecaban para pagar la fianza de mi hermano", agregó.

    Su hermano pasó varias décadas detrás de las rejas, pero según Lightfoot no fue esa la razón por la que decidió estudiar leyes, sino la necesidad de "lograr seguridad financiera".

    También pudo haber influido, admite, que después de la licenciatura en la universidad trabajó durante dos años para un congresista republicano en Washington y tuvo contacto con muchos abogados.

    En la secundaria Lori fue una estudiante destacada y popular, que cantó en el coro, tocó la trompeta en la banda, fue editora del anuario escolar y durante tres años la presidenta de su clase, donde la mayoría de los estudiantes eran blancos.

    A pesar de su estatura, fue jugadora de baloncesto y mariscal de los Tigres, el equipo de fútbol americano del colegio.

    "En Massillon, odiabas al fútbol o te encantaba, era una obsesión de la que nadie podía escapar", dijo.

    "Los viernes por la noche, en el otoño, todo el mundo estaba en el estadio. Mi madre y hermanos en la tribuna y yo en la cancha, ya fuera como jugadora o como integrante de la banda. Era una actividad cívica unificadora", recordó.

    El título de abogada lo obtuvo con becas en la Universidad de Chicago, lo que le permitió iniciar una carrera que la conduciría a la fiscalía federal y a uno de los estudios jurídicos más prominentes de la ciudad.

    Cuando dejó la firma de abogados para postularse a la alcaldía, cobraba más de un millón de dólares por año.

    Con la excepción de un año en que trabajó en la secretaría de la Corte Suprema de Michigan, en Detroit, Lightfoot siempre ha vivido en Chicago desde 1986.

    Aquí se declaró homosexual y se casó con Amy Eshleman, de 57 años, empleada entonces de las Bibliotecas Públicas. La pareja vive en el barrio de Logan Square, en el noroeste de Chicago, y tiene una hija de 11 años llamada Vivian.

    Lori y Amy fueron de las primeras en casarse en 2013, cuando se legalizó en Illinois el matrimonio entre personas del mismo sexo.

    Lightfoot nunca ejerció antes un cargo electo y su experiencia en la Alcaldía se limita a la participación en varias agencias relacionadas con el control de la conducta del Departamento de Policía.

    Sin embargo, dice sentirse muy segura para asumir en mayo y pasar ocupar las oficinas del quinto piso de la Alcaldía.

    "Sé quién soy. Tengo un sentido muy claro de mis posibilidades. Tengo una gran esposa e hija, y un círculo muy estrecho de amigos, que me aman, me apoyan y sé que no dudarán en criticarme", dice.

    "También valoro mucho la colaboración, y espero con interés la posibilidad de reunir un gran equipo de expertos y de personas que realmente aman la ciudad y reconocen que hemos recibido un mandato para realizar un cambio profundo, y tenemos la posibilidad de hacer cosas grandes y audaces".