Cómo crear un resume exitoso

    processing...

    BOLETÍN DE NOTICIAS

    AP

    Si quieres cambiar de trabajo o estás en plena búsqueda laboral, un buen resume es el secreto para lograrlo. ¿Cómo despertar el interés de alguien con una presentación clara, breve e impactante de tu experiencia? No existe un único modelo, pero es importante considerar los principales tips que un seleccionador debería encontrar en el tuyo. Toma nota y “véndete” mejor.

    1. Tu carta de presentación. El resume debe estar impecable, sin errores de ortografía ni gramaticales. Debe ser estéticamente agradable, fácil de leer y con la información correctamente ordenada. No debe superar las 2 páginas de extensión.

    2. Habla de tus logros y no de las tareas que has realizado. Recuerda que debes de convencer a la persona que te esta entrevistando de que tú tienes mayor valor agregado que otra persona que tiene las mismas destrezas que tú.

    3. Cuantifica tus éxitos. A tu entrevistador no le resulta relevante saber que eres una buena negociadora o cada una de las tareas que desarrollaste anteriormente, sino el dinero que conseguiste para la compañía, por ejemplo, o los gastos que le ahorraste a la empresa para la que trabajaste.

    4. Resalta lo más importante. Por ejemplo, si has tenido muchos trabajos por poco tiempo, haz que las fechas pasen desapercibidas y focaliza la mirada del entrevistador en tus puntos más fuertes.

    5. La clave. El éxito de tu resume está en saber adaptarlo para cada oportunidad laboral que te interese. No hagas 100 copias para distribuirlas en cada entrevista. Antes de presentarlo, resalta tu experiencia o estudios académicos que estén relacionados con el puesto vacante o el rubro de la empresa.

    6. Asesórate. Una vez que hayas terminado de redactar tu currículum, léelo con detenimiento y en voz alta. Si es posible, somételo a consideración de un tercero y asegúrate que tu teléfono y datos de contacto estén correctos.

    Y recuerda, el resume es la mejor oportunidad para aplicar el marketing personal, atrévete a “comercializar” tus habilidades para posicionarte frente a otros competidores. Olvídate de la timidez y sé agresiva, pero, sobre todo, sé honesta y pon en práctica estos consejos. ¡Suerte!