Hugo Lloris le alargó la vida a Croacia