Todo sobre el gobierno de Andrés Manuel López Obrador

Todo sobre el gobierno de Andrés Manuel López Obrador

Todo sobre el gobierno de Andrés Manuel López Obrador

AMLO y Díaz-Canel, por un plan de desarrollo regional

    processing...

    BOLETÍN DE NOTICIAS

    Tensión en Puerto Rico tras inicio del residenciamiento
    EFE

    El presidente de Cuba, Miguel Díaz-Canel, realizó este jueves una visita oficial a México, donde se reunió con su homólogo mexicano, Andrés Manuel López Obrador, para abordar un plan de desarrollo regional cuando la isla atraviesa una grave crisis económica y nuevos problemas con Estados Unidos. 

    El mandatario cubano y su esposa, Lis Cuesta Peraza, llegaron a las puertas del Palacio Nacional, en Ciudad de México, a las 12.39 p.m., donde los esperaban decenas de simpatizantes que coreaban "presidente cubano, México te da la mano" y "Díaz-Canel, con Andrés Manuel". 

    En el Patio de Honores del Palacio fueron recibidos por López Obrador y su esposa, Beatriz Gutiérrez, en una breve ceremonia en la que sonaron los himnos de ambos países antes de comenzar la reunión a puerta cerrada, la cual no tuvo rueda de prensa posterior. 

    "Fortalecemos nuestra relación histórica con el pueblo y el Gobierno de Cuba, así como los lazos de amistad y cooperación para el desarrollo con los pueblos de América Latina", expresó tras el encuentro el Gobierno de México en Twitter. 

    En una rueda de prensa previa, López Obrador anunció que el motivo de la visita era hablar sobre un plan de desarrollo el cual todavía está por definir. 

    "Vamos a hablar en general de un programa a desarrollar en el corto mediano-plazo. No hay nada preciso, pero sí la voluntad de que haya cooperación para el desarrollo", señaló el mexicano. 

    Por su parte, el presidente cubano expresó en redes sociales su emoción por visitar México. "Emociona volver al entrañable México, tan ligado a nuestra historia y a la de Latinoamérica", subrayó en Twitter. 

    "Visita oficial a México, nación a la que nos unen históricos lazos de amistad y con la que hemos mantenido relaciones diplomáticas ininterrumpidas por 117 años", subrayó el canciller cubano, Bruno Rodríguez, que formó parte de la delegación de Cuba, igual que el ministro cubano de Comercio Exterior, Rodrigo Malmierca, y el ministro de Energía, Raúl García. 

    A través de Twitter, la Secretaría de Relaciones Exteriores de México dio la bienvenida al presidente de Cuba, a quien definió como "el primer presidente de ese país nacido después de la Revolución Cubana". 

    Díaz-Canel es el sexto mandatario extranjero que recibe López Obrador, después del presidente del Gobierno de España, Pedro Sánchez, el primer ministro de Luxemburgo, Xavier Bettel, el presidente de El Salvador, Nayib Bukele, el de Honduras, Juan Orlando Hernández, y el de Guatemala, Jimmy Morales. 

    La última visita de Estado de un mandatario cubano a México la efectuó Raúl Castro en 2015, cuando firmó en la ciudad de Mérida varios convenios de colaboración en materia económica y educativa con el entonces presidente Enrique Peña Nieto (2012-2018). 

    Siendo vicepresidente cubano, Díaz-Canel estuvo en 2014 en México, en la ciudad de Veracruz, para asistir a la Cumbre Iberoamericana, y ya como presidente acudió a la toma de posesión de López Obrador el 1 de diciembre de 2018. 

    Desde que tomó el poder, López Obrador no ha realizado ninguna visita de Estado a otros países, delegando esta responsabilidad en uno de sus hombres de confianza, el canciller Marcelo Ebrard. 

    Relación cercana con altibajos 

    La relación entre México y Cuba siempre ha sido cercana, tanto geográficamente, ya que a Cancún y La Habana solo les separa una hora de vuelo, como políticamente, pues ambas naciones han mantenido relaciones diplomáticas ininterrumpidas desde 1903. 

    En noviembre de 1956, Fidel Castro partió con el yate Gramma desde Tuxpan, Veracruz, para iniciar la Revolución Cubana, que finalizó en 1959, siendo México el único país americano que no rompió relaciones con la isla. 

    Los presidentes mexicanos del Partido Revolucionario Institucional (PRI) optaron por una política de no intervención con Cuba, pero la relación se volvió tensa con el mandato del derechista Vicente Fox (2000-2006), quien durante una cumbre de la ONU realizada en México pidió a Castro que regresara rápidamente a Cuba tras la comida. 

    Con el regreso del PRI a la presidencia de la mano de Peña Nieto, las relaciones fueron más cordiales y el mandatario mexicano viajó a Cuba para participar en el funeral de Fidel Castro a quien definió como "referente emblemático del siglo XX". 

    Las relaciones entre Cuba y México se han estrechado desde que López Obrador, líder del izquierdista Movimiento Regeneración Nacional (Morena), asumiera la presidencia el 1 de diciembre de 2018.