MORTAL ACCIDENTE SUR CHICAGO

Aparatoso choque de auto robabo deja dos muertos y heridos, entre ellos niños al sur de Chicago

El accidente ocurrió cerca de la intersección de South Cottage Grove Avenue y 87th Street.

Telemundo

CHICAGO- Dos personas murieron y otras 10 resultaron heridas en un accidente en cadena entre varios vehículos el miércoles por la tarde en el vecindario de Burnside al sur de la ciudad.

Según el Departamento de Bomberos, a eso de las 5 p.m. respondieron al aparatoso choque y reportes de varios heridos cerca de la calle 87 y la avenida Cottage Grove.

El superintendente de la policía de Chicago, David Brown dijo que todo ocurrió cuando un Dodge Charger robado comenzó a manejar a alta velocidad y en sentido contrario por la avenida Cottage Grove y acabó impactando siete vehículos cerca de la intersección de 87th Street.

El conductor y un pasajero fueron declarados muertos después de que el Dodge Charger que había sido reportado como robado en el suburbio de Markham, estalló en llamas, dijeron los bomberos. La policía luego dijo que se encontró un arma dentro del automóvil.

En el accidente, otras 10 personas resultaron heridas, incluyendo varios niños. Cuatro de ellas se reportaban en condición de grave a crítica, y las otras 6 personas en condición estable, pero con repercusiones físicas tras el fuerte impacto.

Al enterarse de la cantidad de personas que resultaron heridas en el choque, la alcaldesa Lori Lightfoot dijo que sintió la necesidad de visitar el lugar y pedirles a los residentes que reduzcan la velocidad en las carreteras.

“Cuando vas a esa alta velocidad, cualquiera que golpees, ya sea un automóvil o un peatón, disminuye significativamente su capacidad de supervivencia”, dijo Lightfoot a los periodistas en el lugar. “La gente tiene que ir más despacio. Estoy fuera de casa por toda la ciudad, y estoy asombrada con el nivel de velocidad que conduce la gente. Quita el pie del acelerador y obedezca los límites de velocidad locales”.

Brown se hizo eco de la súplica de Lightfoot, e instó a los conductores que tengan alguna responsabilidad personal. “Disminuir la velocidad salva vidas. La velocidad mata, y lo hizo esta noche. Es absurdo y trágico”, dijo.

“Estamos orando por todos los que están en los hospitales esta noche. Estamos orando por las familias que sin duda están en luto, y estamos orando por los fallecidos y sus familias”, dijo Lightfoot.

Contáctanos