Diócesis católicas crean “programa de compensación”

El fondo será para clérigos, víctimas de abusos sexuales.

    processing...

    BOLETÍN DE NOTICIAS

    Tensión en Puerto Rico tras inicio del residenciamiento
    Getty Images
    CIUDAD DEL VATICANO, VATICANO - 13 DE MARZO: Una mujer sostiene un rosario mientras reza y espera que salga humo de la chimenea en el techo de la Capilla Sixtina, que indicará si el Colegio de Cardenales eligió o no un nuevo Papa el 13 de marzo de 2013 en Ciudad del Vaticano, Vaticano. El sucesor del papa Benedicto XVI está siendo elegido por el Colegio de Cardenales en Cónclave en la Capilla Sixtina. Los 115 cardenales electores, reunidos en estricto secreto, deberán alcanzar una mayoría de dos tercios más uno para elegir al 266º Pontífice. (Foto por Dan Kitwood / Getty Images)

    Seis diócesis católicas a través de California, incluyendo Los Ángeles y Orange, anunciaron el martes la creación de un “programa de compensación” que estará disponible para las víctimas de abuso sexual de cleros como un alternativa a los juicios contra la iglesia.

    Funcionarios de la diócesis dijeron que el fondo estará abierto a todos los clérigos, víctimas de abusos sexuales, incluidas las personas que viven ilegalmente en el país y los que son prohibido presentar demandas debido a que el abuso ocurrió hace mucho tiempo y va más allá el estatuto de limitaciones.

    “Hemos estado proporcionando cuidado pastoral y apoyo financiero para víctimas-sobrevivientes aquí en la Arquidiócesis durante muchos años'', escribió el arzobispo José Gómez en una carta a los miembros de la Diócesis.

    “Lo seguiremos haciendo. Pero también entendemos que algunos sobrevivientes de víctimas son reacios a venir a la iglesia a pedir ayuda. Nuestra esperanza con este nuevo programa es dar a estas personas la oportunidad de buscar reparación y curación a través de un programa independiente'', agrego el arzobispo.

    Además de Los Ángeles y Orange, otras diócesis que participan en Los programas son San Bernardino, San Diego, Fresno y Sacramento, cubriendo colectivamente a más de 10 millones de católicos, o aproximadamente el 80 por ciento de los católicos del estado.

    Funcionarios de la iglesia señalaron que el “programa de compensación” proporcionará un proceso “no contradictorio que protege la privacidad de las víctimas” a diferencia de las demandas judiciales.

    “Las víctimas-sobrevivientes no necesitan tener un abogado para participar y no hay tarifas por participar'', según una declaración de la iglesia funcionarios. Los pagos por reclamos completos se pueden pagar dentro de 90 días.

    Los funcionarios de la Diócesis también señalaron que la iglesia misma no tendrá control sobre el programa, y será administrado independientemente por los mediadores Kenneth Feinberg y Camille Biros, que ya ejecutan programas similares en Nueva York, Pennsylvania, Nueva Jersey y Colorado.

    El programa de California será supervisado por una junta que incluye al exgobernador Gray Davis y Maria Contreras-Dulce, ex administrador de la Asociación de Pequeños Negocios de los Estados Unidos.

    Se espera que se anuncien los detalles del proceso para presentar los reclamos en una fecha posterior. Un sitio web para el programa todavía se está desarrollando.

    SNAP, una organización que aboga por las víctimas de abuso sexuaxl de clero, emitió una declaración crítica del gesto, sugiriendo que las víctimas deberían de examinar cuidadosamente sus derechos.

    “Los sobrevivientes merecen la oportunidad de tener su día en el tribunal y arrojar luz sobre su abuso, y eso solo puede suceder cuando se reforman los estatutos de las limitaciones, las ventanas civiles estén abiertas y los obispos son responsables ante los tribunales de justicia”, comentó la organización SNAP.