Histórico cierre de 50 escuelas

    processing...

    BOLETÍN DE NOTICIAS

    La Junta de Educación de Chicago decidió este miércoles cerrar 50 escuelas, en un esfuerzo de aminorar el déficit de $1,000 millones que enfrenta el distrito escolar, y hacer mejor uso de su infraestructura e implementar mejoras a la educación.

    Haz clic aquí para ver la lista de escuelas que podrían cerrar.

    De los 50 planteles que cerrarán 49 son de primarias y una de secundaria.

    "Sé que es muy difícil, pero creo firmemente que lo más importante que podemos hacer como ciudad es proporcionar a la próxima generación un futuro mejor", dijo el alcalde Rahm Emanuel en una declaración escrita después de la junta.
    "Hay un arduo trabajo por delante, pero estoy seguro de que juntos con el apoyo de maestros y directores de escuela, padres de familia y la comunidad, nuestros hijos van a tener éxito", señaló Emanuel, quien dijo que sabía que el cierre puede traer consecuencias políticas.
    La Junta decidirá este verano cómo hacer frente al complicado proceso.
    Horas antes de esa votación, se dio a conocer que cuatro escuelas fueron eliminadas de la lista de posibles cierres. Esas escuelas son las primarias: George Manierre Elementary School, Marcus Garvey Elementary School, Mahalia Jackson Elementary School y Leif Ericson Elementary Scholastic Academy

    Otra escuela, Miriam G Canter Middle School, puede ser reestructurada durante el próximo año y no se cerraría sino hasta el próximo año escolar.

    Jesse Ruiz, vicepresidente de la Junta de Educación de Chicago, dijo que las escuelas que se han eliminaron de la lista ya no cumplen con los criterios de cierre.

    "Estas escuelas, por una variedad de razones, van en buena tendencia, en términos de alumnado, aumento de asistencias, utilización del edificio, que es uno de los factores principales para el cierre de escuelas, progreso académico, alumnado con necesidades especiales", dijo Ruiz. "Sólo queremos asegurarnos de que [ellos] tengan el mejor escenario posible, y dejarlos en las escuelas que están es la mejor decisión."

    El Sindicato de Maestros de Chicago ha dicho que hasta el cierre de una sola escuela única es demasiado y que 50 o más sería catastrófico para el distrito.