Se entrega, pero dice ser inocente

    processing...

    BOLETÍN DE NOTICIAS

    Acompañado por un abogado y representantes del grupo contra la violencia, “CeaseFire”, un hombre de 18 años de edad, se entregó a la policía para ser interrogado en relación con un tiroteo ocurrido la noche del martes, en donde dos niñas resultaron heridas. El adolescente, que no se ha sido nombrado públicamente ya que no ha sido acusado de un delito, supuestamente ha sido "marcado para morir" luego del tiroteo que hirió a Tishona Turner, de 13 años de edad, y Nakia Polk, de 12, dijo Bob Jackson, de “CeaseFire” , en una conferencia de prensa. La familia del adolescente contactó a “CeaseFire” porque dicen temer por su vida, diciendo que la gente del vecindario ha decidido que él fue el atacante. La policía nombró al adolescente como una persona de interés, pero “CeaseFire” dijo que ya ha sido amenazado en la calle y su familia dijo que se trata de un error. Cuando se entregó para ser interrogado, el joven iba acompañado de su abogado, su pastor y sus padres. El abogado, Carl Boyd, dijo que su cliente insiste que es inocente y dijo que se trata de un caso de identidad equivocada. Boyd dijo que el adolescente se entregó para limpiar su nombre.