Romney contra la inmigración ilegal

El precandidato republicano a la presidencia no cree en darles beneficios a los que vienen ilegalmente.

> on December 28, 2011 in Muscatine, Iowa.
> on December 28, 2011 in Muscatine, Iowa.
Crédito: Getty Images
Por EFE 23 de agosto de 2014

WASHINGTON - El precandidato republicano a la Presidencia de EE.UU. Mitt Romney aseguró que vetará el proyecto "Dream Act", para la legalización de estudiantes indocumentados, si él llega a la Casa Blanca y el Congreso la aprueba, informó este domingo Fox News.


"La respuesta es sí", respondió Romney a la pregunta de si vetaría la medida, en un encuentro con votantes en un restaurante de Le Mars, en Iowa, donde el martes se celebran los primeros caucus (asambleas primarias) de la carrera a la Presidencia.


El ex gobernador de Massachusetts, favorito en la carrera, ha expresado en varias ocasiones su oposición a la medida, pero hasta ahora nunca había dicho que la vetaría.



Romney matizó, no obstante, que apoyaría la cláusula de la ley que permite que quienes han servido en las Fuerzas Armadas logren residencia permanente en el país.



"Estoy encantado con la idea de que la gente que viene a este país y quiere servir en el Ejército tenga acceso a un camino para convertirse en residente permanente", aseguró Romney a los votantes.



En cambio, añadió, se opondría al resto del contenido de la medida, con base en su intención de "acabar con la inmigración ilegal para proteger la inmigración legal".



"Para aquellos que vienen aquí ilegalmente, la idea de darles créditos de enseñanza o cualquier otro beneficio especial creo que es contraria a la idea de una nación de ley", señaló.



El Dream Act, apoyado por el Gobierno de Barack Obama, autorizaría la legalización de estudiantes indocumentados que llegaron a EE.UU. antes de los 16 años, tengan cinco años de estancia en el país, cumplan dos años de universidad o se inscriban en las Fuerzas Armadas, entre otros requisitos.



El Senado bloqueó la medida en diciembre de 2010 y los demócratas volvieron a presentarla en mayo de 2011, pero por el momento no ha logrado avanzar.



Dado el peso de la población hispana en estados clave como Florida, Nevada o Colorado, se espera que la inmigración sea un tema clave en las elecciones de este año.