Sessions: Chicago no verá fondos mientras sea ciudad santuario

El fiscal general dijo que la demanda interpuesta por la ciudad no afectará su decisión.

    processing...

    BOLETÍN DE NOTICIAS

    “No hay monto de dinero federal que pueda ayudar a una ciudad que se rehúsa a ayudar a sus propios residentes: dijo Sessions. (Published martes 8 de agosto de 2017)

    El fiscal general de EEUU, Jeff Sessions, advirtió el lunes a Chicago que la demanda interpuesta contra su departamento no servirá para que reciba los fondos federales que tiene retenidos hasta que deje de ser una "ciudad santuario" de migrantes.

    El Departamento de Justicia considera ciudades "santuario" a aquellas que se niegan a colaborar con las autoridades federales para deportar a los indocumentados y a los inmigrantes que han cometido algún crimen.

    "El dinero de los contribuyentes federales no ayudará a una ciudad que se niega a ayudar a sus propios ciudadanos", dijo Sessions en un comunicado en respuesta a la demanda que interpuso hoy la ciudad.

    Sessions acusó a Chicago de haber optado "con orgullo" por "obstruir el sistema legal de inmigración" a unos "niveles sin par" en otras instituciones y aseguró que sus autoridades locales "han mostrado hostilidad" a hacer cumplir leyes diseñadas a "reducir el crimen".

    "Asombra dado el aumento sin precedentes del crimen en Chicago, con el número de asesinatos en 2016 superando al de Nueva York y Los Ángeles juntos. Los líderes de la ciudad no pueden seguir unas leyes e ignorar otras y esperar que esta horrible situación mejore", dijo Sessions.

    El fiscal general invitó al alcalde de Chicago, Rahm Emanuel, a llevar a cabo un "reordenamiento de la práctica de la ley" que "reduzca la cultura anárquica que ha sitiado la ciudad".

    "Es simple: Cumplir con la ley o renunciar a los dólares de los contribuyentes", concluyó.

    Chicago demandó el lunes ante un tribunal federal al Departamento de Justicia por retener $3.2 millones destinados a equipar a sus policías, algo que según las autoridades locales pone a la población en riesgo y es inconstitucional.

    Emanuel dijo que la ciudad no se dejará "sobornar" por Sessions, quien ha amenazado a Chicago y a otras "ciudades santuario" con negarles un fondo federal llamado Edward Byrne Memorial Justice Assistance Grant, que está dirigido a combatir la violencia.