CPS regresará $35 millones de fondo federal

    processing...

    BOLETÍN DE NOTICIAS

    AP

    El viernes, las Escuelas Públicas de Chicago, (CPS), devolverán $34 millones de dólares recibidos hace dos años, de una subvención federal ya que no se cumplieron los términos de la financiación. El Departamento de Educación dio el dinero con la condición de que el CPS y de la Unión de Maestros de Chicago, (CTU), colaborarán para implementar un Fondo de Incentivo de Maestros como un programa de pago por méritos. El liderazgo actual de la CTU se opone a cualquier tipo de programa de pago por méritos y ha dicho que CPS aceptó el dinero de manera fraudulenta. "Ustedes sabían, cuando aceptaron el primer dólar federal, que sus acciones constituyen una violación de los términos de la concesión, ya que se supone que incluía un acuerdo con CTU", dice, en parte, un correo electrónico, compartido con los medios de comunicación, que la presidenta de CTU, Karen Lewis, envió a Alicia Winkler, funcionaria de CPS. CPS dio a la cadena NBC Chicago, documentos que demuestran que el antiguo liderazgo de CTU, estaba de acuerdo en trabajar con CPS para crear un programa de pago por méritos. De acuerdo con CPS, el Departamento de Educación otorgó la beca en el 2010, con la estipulación de que las dos partes llegaran a un acuerdo dentro de un periodo de un año. Debido a la cantidad de tiempo que se tomó crear un sistema de evaluación de docentes, el Departamento de Educación extendió el plazo al 1 de junio del 2012. Ahora, CPS culpa a CTU por la pérdida de los fondos. "Debido a que CTU se niega a colaborar con nosotros nos vemos obligados a devolver $34 millones, que de otro manera, se habrían utilizado para apoyar y recompensar a los maestros por el increíble trabajo que están haciendo por nuestros hijos todos los días en las aulas" , dijo Becky Carroll, directora de comunicaciones de CPS. Sin embargo Lewis dijo que CTU trató de trabajar con CPS y que solicitó en reiteradas ocasiones que el sistema compartiera su correspondencia con el Departamento de Educación. Lewis también rechazó la afirmación de que en ella radica la culpabilidad de la pérdida del dinero. El jueves, Lewis pidió al Inspector General de Chicago poner en marcha una investigación sobre cómo el dinero fue aceptado y cómo se gastaron casi $1 millón de dólares. Además dijo que también va a solicitar una investigación del Departamento de Educación. El Departamento de Educación de los Estados Unidos dijo que está trabajando con CPS para ver si otro programa puede ser diseñado para que las escuelas puedan quedarse con el sondo de incentivos, según el diario “Chicago Tribune”.