Así fue la gran marcha en Chicago

    processing...

    BOLETÍN DE NOTICIAS

    La celebración del Primero de Mayo tiene su origen en Chicago, después de la Masacre de Haymarket en 1886, cuando la policía disparó contra trabajadores durante una huelga general reivindicando la jornada laboral de ocho horas.

    Precisamente en esta ciudad se realizó otra gran marcha en la que cientos de personas pidieron que la voz de los indocumentados sea escuchada en Washington en la negociación de la reforma migratoria que se realiza en el Congreso.

    La manifestación, que pasó por la plaza Haymarket donde se recuerda a los llamados "Mártires de Chicago", participó el congresista demócrata por Illinois, Richard Durbin, que forma parte del llamado "Grupo de los Ocho", que definieron las bases de la reforma migratoria que actualmente se discute en el Senado.

    Durbin dijo a Efe que "la lucha apenas ha comenzado y aunque hemos avanzado mucho, todavía queda mucho por hacer", por lo que llamó a "trabajar juntos para mantener unidas a las familias".

    Las marchas se celebraron por todo el país de manera pacífica y sin altercados, aunque en Raleigh, Carolina del Norte, se produjo un pequeño incidente que acabó con la detención de cinco estudiantes universitarios, después de que éstos intentaron romper un cordón policial a las puertas del Capitolio estatal.

    A lo largo del país se celebraron otras marchas, convocadas por multitud de organizaciones sindicales y de defensa de los derechos de los inmigrantes, como el Movimiento para una Reforma Migratoria Justa que organizó manifestaciones en Phoenix, Birmingham, Alabama, Denver, Colorado, Las Vegas, Nevada, Nueva York y Washington, entre otras ciudades.