Unas 50 escuelas públicas de Chicago enfrentan clausura

    processing...

    BOLETÍN DE NOTICIAS

    A pesar de que los directivos de las Escuelas Públicas de Chicago, (CPS, por sus siglas en inglés), tienen hasta fin de mes para tomar decisiones, un informe publicado el miércoles sugiere una lista de las escuelas que podrían ser cerradas muy pronto. El diario Chicago Sun-Times informó el miércoles que la directora ejecutiva de CPS, Barbara Byrd-Bennett anunciaría este jueves que "cerca de 50 escuelas primarias" serán cerradas. El informe indica que los concejales que están a punto de perder escuelas ya han sido notificados. En un comunicado, Byrd-Bennett se limitó a decir que sus recomendaciones sobre cuáles escuelas serán cerradas vendría "pronto". "Creo que todos los niños de todos los vecindarios de Chicago merece tener acceso a educación de calidad que los prepare para tener éxito en la vida, pero por demasiado tiempo los niños en ciertas partes de Chicago han sido privados de los recursos que necesitan para tener éxito en las aulas porque están en escuelas subutilizadas, de escasos recursos", dijo. Sin embargo, para el Sindicato de Maestros de Chicago, (CTU, por sus siglas en inglés), cerrar una sola escuela es inadmisible, 50 o más sería catastrófico para el distrito. "Esta ciudad no puede destruir tantas escuelas. Enviará a nuestro distrito al caos", dijo en un comunicado, la presidenta de la CTU, Karen Lewis. "Estas acciones ponen la seguridad y el rendimiento académico de nuestros estudiantes en riesgo y desestabiliza aún más a nuestros vecindarios". Byrd-Bennett dijo que el distrito cuenta con cupo para unos 100,000 estudiantes más de los que hay, y que el distrito está enfrentando un déficit de $1,000 millones. Añadió que, en última instancia, con el cierre de cada escuela cerrada, el distrito ahorrará entre $500,000 y $800,000. Lewis dijo que esa cifra es una mentira absoluta. "El cierre de escuelas no ahorrará dinero y los contribuyentes no verán los beneficios en costos por dos años", dijo. "Vibrantes comunidades escolares se verán rápidamente transformadas en edificios abandonados, fealdad en los vecindarios y riesgos de seguridad pública". El sindicato de maestros ha planeado una manifestación el 27 de marzo para protestar los cierres. El distrito tiene hasta el 31 de marzo para publicar la lista definitiva.