Salma Hayek, ¡qué caras!

Se olvidó de poses de diva y se relajó mas de la cuenta. Aquí adivinamos sus expresiones.