Cubs vs Nacionales: Cinco razones para ser optimistas